14 de agosto de 2009

GR - 8 Tramo Fortanete - Valdelinares

Fortanete - Valdelinares. Tiempo: 4h.
Valdelinares - Fortanete. Tiempo: 3h. y 45´


Esta etapa del GR 8 transcurría antiguamente por el camino viejo que enlazaba ambas poblaciones, posteriormente fue convertido parcialmente en pista y en la actualidad se halla asfaltado. Por lo tanto, para evitar al máximo el marchar por la carretera se ha diseñado un nuevo trazado entre ambas pobalciones, con lo que la actual etapa difiere en gran medida de la anterior y se encuentra pendiente de señalización.

Bonita etapa con sorprendentes paisajes y extensos pastizales donde pastan rebaños y manadas de reses bravas.





Salimos de Fortanete hacia el S., remontando la rambla en direccion a la Ermita de la Virgen del Loreto y dispuestos a cruzar después el Barranco del Horcajo. Este primer tramo coincide con el sendero señalizado que se dirige hacia La Iglesuela. Inmediatamente después de atravesar el barranco se bifurca la pista, hacia la izquierda sube un peor camino que se dirige hacia El Rallo, en cambio, la pista de la derecha continua remontando la Rambla de Mal Burgo hacia Valdelinares. Marchamos por ella, terreno despejado, hasta que la pista se bifurca al cabo de casi 3 km., donde tomamos el desvío de la derecha que sube hacia el Barranco de Peñacerradilla.

Enseguida pasamos por una fuente con abrevadero, a continuación y en ascensión por la Masía Lucas y antes de llegar a la siguiente, la Masía de la Rocha al pie de la sierra, encontramos un cruce en cruz. Aquí giramos por la pista de la izquierda que se encamina a introducirse en el Barranco de Zoticos. Pasamos 100 m. por encima de la Casa Cañada y por la pista llegamos a la estrecha entrada al valle. Excelentes vistas.


En sentido contrario, un ver fuera del Barranco, llegar a un cruce en cruz donde se tuerce por la pista de la derecha que desciende siguiendo el Barranco de Peñacerradilla hacia la Rambla del Mal Burgo (fuente), que no se deja hasta Fortanete en dirección N.


Sin abandonar nunca esta pista vamos dejando a nuestro lado diversas masías que se van sucediendo hasta el interior del barranco. Al final de la última de ellas, que es utilizada como corral de ganado, arranca un trocha que desciende hacia los campos fque están junto a la orilla del barranco. Continuamos por ella sólamente unos metros, prestando atención en el momento de abadonarla a la derecha y subir a unos pastizales abancalados, donde encontramos a lo largo de ellos numerosas sendas de paso de ganado. Lo importante ahora es comprender bien el sentido de la marcha, ya que la señalización es dificultosa en esta zona debido a la abundancia y espesura de la hierba. Seguimos a media ladera remontando el barranco por su margen izquierda hasta que encontramos la entrada a un viejo camino, que en cortas lazadas asciende rápidamente hacia el Mas Alto.



Una vez nos hemos situado junto al mas nos dirigimos hacia la izquierda prosiguiendo la andadura entre prados aguas arriba del barranco. De nuevo lo importante es comprender la intención de la marcha en esta zona de difícil señalización. Al final de estos prados, abancalados nos situamos muy cerca del fondo del barranco, justo donde se produce la confluencia del Barranco de la Boneta conel de Zoticos. En el fondo vemos una trocha, que no cogemos, que cruza ambos barrancos y se dirige hacia la izquierda en sentido inverso.

En sentido contrario, lo más importante en todo este tramo es comprender el sentido de la marcha dad la dificultad de la señalización y que puede estar oculta por la hierba. Se trata de ir descendiendo siempre por la orilla izquierda a media ladera, buscando el mejor paso entre los prados abancalados, sin miedo a desviarse algunos metros a ambos lados. Sin abandonar la margen izquierda, atravesar los prados hasta llegar al Mas Alto. A su dercha buscar los indicios de un viejo camino que desciende en cortas lazadas hasta unos prados inferiores y se atraviesan igualmente en dirección a unas masías que se ven más adelante. Al llegar a la primera masía enlazar con la pista que une todas ellas y que continua hasta el final del valle.


A partir de este punto en la unión de los dos barrancos, sin abandonar la margen del barranco, buscamos una senda que asciende entre matorrales y aliagas cortando rápidamente la pendiente y buscando el fallo de la cornisa rocosa que temos sobre nosotros, en el límite del bosque. Una vez hemos subido este tramo de estrecha senda nos dirigimos por encima de la cornisa. Excelente mirador de esta parte del valle donde el valle se cierra en un escarpado circo. La senda, al final menos evidente, concluye en una trocha que asciende del barranco hacia la cerretera. En vambio, nosotros la tomamos hacia la izquierda para buscar el cercano fondo del barranco y proseguir 50 m. po él en sentido remontante. Prestar atención al momento de abandonar el cauce a la izquierda, para trepar perpendicularmente durante 100 m. por el bosque y localizar el final de una trocha que remonta la margen derecha. La trocha desemboca en una pista que desciende hacia el barranco, donde podemos aprovisionarnos de agua en la Fuente del Rodeo.

Antes de que la pista salga a la carretera la dejamos para proseguir, barranco arriba y paralelos a ella, eligiendo el mejor trazado, ya sea por dentro del cauce seco o por los prados de sus orillas, hasta que definitivamente salgamos al asfalto, un poco antes un cercado de reses bravas en un pequeño cantil rocoso, al comienzo de extensos pastos del Cuarto del Prado.


En sentido contrario, continuar hacia la derecha atravesando los prados hasta llegar a un cercado de reses bravas bajo un pequeño escarpe rocoso donde se abandona la carretera. Proseguir a la derecha andando por las orillas del incipiente Barranco de Zoticos. Salir a una pista junto a la Fuente del Rodeo, dejarla más adelante por una trocha a la izquierda que a media ladera se dirige barranco abajo entre pinar. Al final de ella, bajar derectamente entre el bosque a buscar el fondo del barranco. Por él avanzar durante 50m. hasta encontrar otra trocha, esta vez en la orilla izquierda. Subir por ella muy pocos metros para buscar el arranque de una senda poco clara que se adentra en el bosque. Circualr más adelante por una cornisa sobre el barranco y al final bajar entre matorral a unos prados en la confluencia del Barranco de Zoticos con el de la Boneta.


Cuando la carretera realiza un brusco giro a la derecha, la dejamos a la izquierda para tomar la pista que desciende, junto a un viejo cargador de ganado, en dirección hacia una vaguada. A mitad de descenso encontramos una fuente-abrevadero, más adelante la Masía del Estudiante. A partir de aquí la pista empeora conviertiéndose en un camino con restos de empedrado que desciende hasta Valdelinares.
En sentido contrario, a la salida del pueblo y frente al panel informativo partir a la derecha de la carretera por un camino que remonta la ladera hacia el Mas del Estudiante y que concluye en la carretera en Cuarto del Prado.
Ver planos del GR-8 Fortanete - Valdelinares en:
Plano de Fortanete
Plano de Valdelinares
* Libro y planos de Senderos de Gran Recorrido: GR-8 Puertos de Beceite - Villel

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada